13.1.19

Fuego y extinción


El sol roe despojos
de alboradas.
Los pájaros se posan
sobre una nube de tiniebla.
En el cielo
se ven astros que declinan.

Otra vida
enmascara su agonía
con nuevas vestimentas,
con otra desnudez,
entre las horas
que se desvanecieron
como un cuerpo en el sueño.

Los días del deseo
pierden su magnitud,
se indeterminan,
se tornan insondables.
Como la distancia
entre dos sombras,
como una luz desvalida

El ayer
busca encarnar
pero la piel es otra,
no hay ardor compatible,
no hay azarosas semejanzas.

Ya no es audible
la encantadora
voz de Láquesis
cantando los despojos.

No hay cesuras
ni pausas
en el ritmo invariable
del tiempo.

Sólo hallarás
la invisibilidad,
la imperfección
de la imagen deleznable
que no destella
ni fulgura.

Sólo hallarás
la confusa transparencia,
¡que ni siquiera es atributo de la sombra!


de Héctor Rico, Buenos Aires / Villa Giardino -Córdoba-, Argentina
De "Luminoso silencio".

Biodata
: https://www.escritores.org/libros/index.php/item/hector-rico
http://www.redescritoresespa.com/R/ricoH.htm

7.1.19

Jacarandá


¡Jacarandá!

-Dijo la flor celeste desde el suelo-.
Mi plaza reza y si florece llora.
Reza con Dios cuando se acerca al cielo,
 llora con Él cuando en su suelo implora.

¡Qué hermosa está mi plaza colorida!
¡Qué extraña paz se asienta en su follaje!
El vibrar de una luz cerró mi herida.
Su azul-violáceo transformó el paisaje.

Todo es quietud; mil flores allá arriba
aplacando el fulgor de las retamas
me informan de la vida que se iba  
desprendiendo capullos de sus ramas.

No saben de morir pero se mueren
renaciendo caídas sobre el suelo.
No saben de nacer pero sonríen
cuando me ofrecen duplicado el cielo.

Como lluvia de plumas sublevadas
desde donde está Dios caen y caen
para poder planear como ellas saben
entregando su vuelo a mi mirada.

Cuando el día se va, la plaza queda
semioculta detrás de su alegría.
Pero al volver, la luz de cada día
viste de azul lo que en la calle rueda.

¡Jacarandá! me dice mi alma en celo.
Tu plaza reza y si florece implora.
Reza con Dios cuando refleja el cielo
Ora con Él cuando su suelo llora.


de Amanda Patarca, Arrecifes -Buenos Aires-, Argentina
De “El altar de los acordes”.

Su sitio
: http://www.amandapatarca.com/

30.12.18



28.12.18

4


Por un lejano camino
el otoño
se anunciaba en las hojas
yacentes de los árboles
y una vana luciérnaga
huyendo hacia su nada.

Deletreando
tu nombre en la penumbra

mi voz
te llamaba

como una lenta plegaria

(oscuras sílabas
de aire,
con la luz del sueño
como en los antiguos días
acaricié tu pelo).

Pero me despertaba
el inexorable transcurrir de cada cosa

y el sonido de tus breves pasos
por un lejano camino.


de Héctor Negri, Banfield -Buenos Aires-, Argentina
De "Sobre mi propia sombra".
Página del autor
: http://hectornegri.com.ar
Otros datos: http://diputadosbsas.com.ar/nota/2129/legislatura_bonaerense_distinguen_como_ciudadano_ilustre_a_hector_negri/

25.12.18

Presencias celestiales


Presencias celestiales iluminan
las horas de fatiga y desvarío.
Ellos están aquí,
son lámparas vivientes,
que mueven en silencio sus alas incorpóreas.
Un pájaro de plumaje hecho de miel y de canela
acaba de posarse en mi ventana.


de Graciela Maturo, Santa Fe / Buenos Aires, Argentina
Biodata:  https://es.wikipedia.org/wiki/Graciela_Maturo
https://poetassigloveintiuno.blogspot.com/2010/11/1932-graciela-maturo.html

22.12.18

Después de todo


Después de las

      tormentas
y de todos los
      granizos,
inclusive después
      de creer
que poco o nada
      es posible,
ninguna hora,
      ningún río,
después de los
      entierros o
      destierros,
o cuando parece
      que el aire
se aquieta o se
      cancela,
ahí se abre la flor,
      y dice,
como si fuera
      el primer día. 


de Eduardo Dalter, San Justo –Buenos Aires-, Argentina
De “Destellos en la noche - 7 poemas”.
Sitiohttp://eduardodalter.com/
Entrevista: https://www.lexia.com.ar/Reportaje_Eduardo_Dalter.html

19.12.18

En la mar


  “No puedo cantar ni quiero
a ese Jesús del madero…"
Antonio Machado, Saeta

hundo mis manos
            en el lodo
para amasarme
            mujer otra
                      cada día
y cada día
el aguacero ablanda
la frágil costra    su hendidura
el cuchillo del necio
            reinaugura
                        viejas cicatrices
sólo tu luz
            cala hondo
la argamasa informe
tu verbo
            me recrea
raíz y tronco erguido
y enfrenta tempestades
mi proa obcecada
al saber
            que estás ahí
con tu mano extendida

las plantas de tus pies
burlando el mar bravío


de María Magdalena Pascual, Buenos Aires, Argentina
De “Punto de inflexión”, libro recientemente editado.
Otro poema: https://elescribidor.blogspot.com/2014/08/debe-existir-una-ciudad.html

16.12.18

*


  Cantan, y cuando cantan parece que están solos.
    Miran, y cuando miran parece que están solos.
  Sienten, y cuando sienten parece que están solos.
                                                      Rafael Alberti

Ahora estoy de regreso
llevando aquello previo a lo dejado
para que no me aturdan las palabras
que pasan.
Siempre estoy de regreso cuando la tarde
baja por su ruta. Y descanso en lo poco que ilusiono.
El dudoso horizonte, intenso y ondulante
(que no ocupa lugar en la ventana)
comienza a destejer la piel donde estuvimos.
En ese tiempo inmóvil, a un lado del camino
el recuerdo entretiene lo que quedó en las cosas
como lo que se busca ya encontrado
pensando en lo que haremos estando de regreso
en la arboleda perdida.



de José Antonio Cedrón, Buenos Aires, Argentina
Biodata: http://www.generacionabierta.com.ar/notas/65/copcaverna.html

13.12.18

Ella no sabe


Ella no sabe
todo lo que yo sé de ella
canción desmañada
tan de mí
tan salida del vientre de los sueños
Tócala de nuevo, flauta, violín, oboe
que traspase mi pelo, mi espalda
que me lleve
a ese lugar del mundo
en donde las palabras caen maduras
una a una
por dentro
por el tubo de venas que nos ata al abismo

Ella no sabe todo lo que yo sé de ella
por eso me resguarda más allá de sus notas
y me pinta vocales para que no la olvide


de Silvia Mazar, Buenos Aires, Argentina
De la antología poética "Gente de Lunes”.

10.12.18

Palabras lupa


Hay un secreto en mí
que ni yo conozco.

Arqueólogo de mí
forense de mí.

Ando con palabras lupa
buscándome entre hojas sueltas.


de Jorge Navone, Buenos Aires, Argentina
De "nada".
Más del autor: www.jorgenavone.com.ar 
http://www.editorialutopias.com/author/jorge-navone/page/5/

7.12.18

Las palabras

 

El color de mis tragedias
mis cajones escondidos
imágenes que no tienen reparación
desunir y luego unir las palabras
con líneas que inventan mis manos.


de María José López Tavani, Buenos Aires, Argentina

4.12.18

XXVII



con los brazos
desmesuradamente abiertos

descarnándose
en la avidez de lo frágil


de Norma Fumero, Buenos Aires, Argentina
De "a diástole".

30.11.18

Celebración F.A.P. 2018


Como ya es tradicional, el Palacio San Miguel fue el punto de reunión para la Celebración Anual de la Fundación Argentina para la Poesía.  
El encuentro se llevó a cabo el 8 de noviembre y fue presidido por sus directivos: Alejandro Guillermo Roemmers, Lidia Vinciguerra y Norberto Barleand.

En tal oportunidad, el “Gran Premio de Honor” le fue otorgado al consagrado poeta Leopoldo ‘Teuco’ Castilla, lauro que fue secundado por
la entusiasta ovación de los escritores presentes.
A continuación, el reconocido autor Fernando Sánchez Sorondo también recibió el merecido premio.

El evento concluyó con un lunch que propició el diálogo entre diversos grupos literarios del país.


Un rostro...


Un rostro pegado al vidrio…
Aquí solo reinan el hielo y el silencio.
Truman Capote, carta a Katharine Graham,
10 de febrero de 1972.


Un rostro pegado al vidrio; lejos,
el mar con sus olas, las olas con su mar.
Un rostro. ¿De quién? ¿De
quién, abierta la puerta,
al final del estrecho pasillo,
a la dispersión de las bandadas,
a la desbandada de las fragancias?
Pegado al vidrio, un rostro.
Lejos, hierbas movidas por el viento,
casas blancas con techos blancos.


de Carlos Barbarito, Pergamino -Buenos Aires-. Argentina
De “Radiación de fondo”, libro presentado recientemente.
Acerca del autor: https://letralia.com/letras/poesialetralia/2017/04/21/tres-poemas-del-libro-inedito-radiacion-de-fondo/

27.11.18

La novia de los veleros

 
las viudas han bajado al mar
se van los barcos
no llevan velo
pero el pueblo es piadoso
llegaron juntas y de a una se irán
abandonando en el muelle
a la viuda novicia
la novia de los veleros
de ella naceré
de ella y de un varón que vendía corales
y tenía en la nuca un ojo místico
seré su niña viuda
con redes y anzuelos jugaré
con la rueda del temporal
porque he nacido extraña
igual a tantas huérfanas de marino
sal en la sangre
después me encerrarán
harán muñecas de tela
dulces que no probaré
mientras dure la fiebre
y yo camine sonámbula
hacia los barcos.


de Marion Berguenfeld, Buenos Aires, Argentina
De “Lexia Portal de Poesía”.