22.7.18

hoy renuevo en mi desierto el juego


hoy renuevo en mi desierto el juego
las piezas que levantan mis tormentos
como astillas de huesos
porque el mío no es desierto de reinas
de arenas negras
ni doradas;
mi arena es polvo de hueso
cáscara de humo y vuelo bajo

me guardo en tu figura
sombra errante
sobre barcos que barrieron vientos ralos

desdoros          espejismos


de Marta Ortiz, Rosario -Santa Fe-, Argentina
De "Diario de la plaza y otros desvíos".
Ibuk y datos de la autora
: http://ibuk.com.ar/marta_ortiz_diario_de_la_plaza.html
Su sitio: http://marta-ortiz.blogspot.com/

6 comentarios:

Anónimo dijo...


¡Cuánta finura hay en ese desierto, en ese fundirse en polvo de huesos! Hermoso!!
Marisol Mounier

Kirie Azul dijo...

Espléndido poema dentro de esa tristura que se cuela.

E Rai dijo...

Es de destacar la elegancia con la que se aborda este poema tan metafórico.
Impecable.

irene marks dijo...


Hola Marta: tu desierto está poblado por tu memoria, que atesora los huesos, las astillas, el polvo de lo que fue, porque es polvo amado, son astillas amadas, pese a que duelan. La valentía es mirar el dolor a los ojos y sobre él construir como vos hacés. Dolorosísimo y hermoso.
Besos

Unknown dijo...

Bellísimas metáforas en esta sombra que, como dice Irene, es capaz de vencer el dolor porque lo mira a los ojos y lo enfrenta.

Marta Ortiz dijo...

Muchas gracias, Marisol Mounier, Krie Azul, E Rai, Irene Marks y Unknown por sus lecturas y estimulantes devoluciones.
Gracias también, inmensas, a Lina Cafarello que sostiene este espacio de difusión poética. Abrazos a todos,
Marta Ortiz